jueves, 27 de agosto de 2009

La moral por los suelos…





¡Sopla una vez más,

Fuelle de la virtud!

¡Ah!

¡Rugir una vez más!

¡Rugir moralmente!

¡Como león moral

ante las hijas del desierto!

Friedrich Nietzsche, Así hablaba Zaratustra


Guadalupe Beatriz Aldaco

Según una acepción del término, lo “moral” corresponde a lo correcto, lo aceptable, lo bueno, atributos cuyo contenido, por supuesto, cambia históricamente. Pero algo que se ha mantenido más o menos estable a lo largo de las épocas ha sido la tendencia de los grupos sociales más influyentes económica y políticamente a atribuirse la “moralidad”, como si esa cualidad fuera intrínseca a su condición.Continúa artículo

No hay comentarios: