lunes, 6 de agosto de 2018

Reta a la justicia

Denuncia a Grupo México, autoridades  no tiene respuesta para ella
Silvia Núñez Esquer
Hermosillo, Sonora, 6 de agosto de 2018.- Hoy 6 de agosto se cumplen cuatro años del derrame de 40
Rosa María O´leary
mil metros cúbicos de ácido sulfúrico en el Río Sonora y Río Bacanuchi, en el Estado de Sonora.
Rosa María O´leary, activista por los derechos humanos ambientales, interpuso la primera denuncia ciudadana por este hecho ante la Procuraduría General de la República (PGR) el 28 de octubre de 2015.
El magno envenenamiento de aguas dulces fue perpetrado por la mina Buenavista del Cobre de Grupo México, quien hasta la fecha no ha sido responsabilizado por autoridades judiciales por los daños ocasionados a las personas y al medio ambiente. 
La única acción visible fue la configuración de un fideicomiso de 2 mil millones de pesos para indemnizar a las y los afectados.
Dicho beneficio consistió en la entrega de 15 mil pesos y un tinaco de marca Rotoplás, instalar plantas potabilizadoras con tecnología para separar los metales pesados, -pues los pozos de los que tomaban agua directamente resultaron afectados- y resarcir las afectaciones en la salud. 
El fideicomiso se extinguió en febrero pasado, sin que se hayan instalado las plantas purificadoras de agua, ni se haya instalado un hospital de alta especialidad en la zona de los pueblos del Río Sonora, y la remediación del río como lo demandaban sus habitantes. Solo el dinero y el tinaco fueron entregados.
Ante la ausencia de respuesta, la denunciante contra la minera Buenavista del Cobre de Grupo México y autoridades que resulten responsables por complicidad ante su negligencia, acudió a dar seguimiento el 16 de agosto de 2017. Continúa información

No hay comentarios: